Mi delirio por el Juicio Político

Los impulsores (de toda la vida) del Juicio Político a Fernando Lugo, de nuevo están bailando en una pata. Están aprovechando el dolor y la indignación popular para meter pie en el acelerador, saben que si no es AHORA no será nunca más.
Es importante analizar esa posibilidad sobre las mismas bases acusatorias que sus impulsores:
1.- Dicen que LUGO abandonó el cargo, argumentando los viajes y la “falta de respeto a la ciudadanía” al no responder a las preguntas de la “prensa” cuando leyó un comunicado.
Yo pregunto: ¿Qué podía responder Fernando Lugo sobre algo que ni siquiera recibió un informe detallado? Ni siquiera la policía, principal protagonista del luctuoso suceso, tenía una idea acabada de lo que había sucedido. Entonces deduzco que lo que querían es echarlo en una trampa, hacer que Lugo diga cualquier cosa para después decir que Lugo delira, no sabe ni lo que dice o algo así.
2.- Dicen que Lugo es “aliado del EPP” argumentando que “varios de los supuestos integrantes del EPP” tuvieron alguna relación con el ex Obispo, en algún momento, sea como dirigente campesino, líder de base comunitaria, o simple catequizando. Siguiendo esa ruta debemos decir entonces que el almacenero que alguna vez le vendió fiado a cualquiera de estos “supuestos EPP”, también hace parte de ellos.
Ahora trataré de hacer “una película” de lo que va a pasar después de que Lugo sea enjuiciado: Federico Franco asume la Presidencia, “negocia con los Colorados” (porque los liberales no tienen un candidato al cargo) a partir de allí se genera una pelea campal por saber quién de los candidatos Colorados va a asumir la Presidencia, como no hay consenso Lino “O” (o cualquier otro) toma el poder y a partir de allí todo se vuelve una confusión. El propio EPP “emite un comunicado” en la que afirma “desistir” de toda lucha armada en “la búsqueda de pacificar los ánimos” y buscar una negociación más justa y consciente de la lucha campesina. Lino “O” (o cualquiera que esté en el poder) enarbola su “primera victoria” y se afirma en el Gobierno. El Legislativo queda tal cual, las elecciones se “postergan para una mejor organización”, cosa que puede acabar dilatándose por un periodo completo (4 años)
Suponiendo que los del EPP no emitan el tal comunicado que mencioné antes, puede haber el discurso de “luchar frontalmente contra ellos” lo que significará detener, matar y desaparecer a “toda y cualquier persona que sea SOSPECHOSA de pertenecer al EPP”. Vulgo: más muertes inocentes, indignación y miedo en la población en general, la división entre los campesinos será más profunda, se debilitará la lucha y, por ende, nadie más hablará de las tierras mal habidas. Todo con la complicidad de la Corte Suprema de Justicia, cuyos Ministros serán los mismos que estaban amenazados de ser enjuiciados. Crecerá la migración y la pobreza en el Paraguay, mientras los agro-exportadores se harán más ricos que nunca, habida cuenta de que muchos más campesinos “rematarán” sus tierras para huir de la pobreza en el campo.
Che nio acalculá minte

Un pensamiento en “Mi delirio por el Juicio Político”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *